¿Cuántos gramos de proteína debemos consumir diariamente?

Es una pregunta que nos haremos mas de una vez y la cuál puede tener varias respuestas. A continuación os aclaramos algunas dudas que suelen surgir en cuánto a la cantidad de proteínas que debemos consumir diariamente.

Existe una gran diferéncia entre ser o no ser deportista. Generalmente, para una persona normal y corriente con un ritmo de vida normal, debe de consumir al menos 1 gramo de proteína por cada kilo de peso corporal. Para que hacerse un idea, si una persona pesa 75 kg, deberá consumir 75 gramos de proteína diariamente.

Pero, ¿que ocurre si somos deportistas a un nivel medio o avanzado, queremos desarrollar volumen muscular o queremos bajar considerablemente de peso?

En este caso necesitamos consumir una cantidad superior de proteínas que una persona normal, por eso se recomienda consumir hasta 2 gramos de proteína por cada kilo de peso. Cantidad que puede incrementarse según nuestras necesidades y rendimiento deportivo.

Siempre se recomienda que seamos supervisados por un profesional, ya que, consumir una cantidad diária de 2,5 o 3 gramos de proteína por kilo de peso corporal no supone un riesgo para la salud para una persona que sea deportista a un buen nivel, pero a partir de unas cantidades altas en proteínas corremos el riesgo de que nuestro organismo las pueda convertir en grasa en caso de no poder asimilarlas o de hacer trabajar de más a nuestros riñones. Por eso se recomienda consumir una cantidad de agua entre 2 y 3 litros diarios para que nuestro riñones puedan trabajar correctamente.

En cuánto a las tomas, se recomienda realizar diversas comidas y repartir la cantidad diária de proteínas que requeramos entre 25 y 45 gramos de proteína en cada comida, ya que consumir una cantidad más alta dificultará a nuestro organismo la asimilación de estas proteínas, y por lo tanto las expulsaríamos por la orina o se convertirían en grasa. Con este dato deberemos tener en cuenta nuestro peso corporal, metabolismo y nuestro nivel de entrenamiento, ya que en cada persona esta cantidad puede variar considerablemente.

 

 

Publicar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *